PRI: entre la motivación y la catarsis





Arturo Soto Munguía Dossier Politico

Dia de publicación: 2020-02-10


En el viejo edificio de Keneddy y Colosio el añoso ritual desempolva la parafernalia ocasional, esa que se tiene reservada para momentos de brindar por la victoria o de catarsis por la derrota.

El abrazo y el espaldarazo; la porra, el grito, los colores de identidad, el aplauso, las risas; el discurso que se convierte en arenga motivacional como si de reconstruir glorias pasadas a voz en cuello se tratara. El aplausómetro, que de nueva cuenta ganó Ernesto Gándara, cuando la sola mención de su nombre desató la gritería: “¡Borrego! ¡Borrego! ¡Borrego!”.

El desfile de personajes de ayer y hoy. Un adusto y siempre presente Samuel Ocaña es de los más saludados en la sede del PRI, a donde llegó el también ex gobernador Armando López Nogales. Líderes de sectores y organizaciones, la estructura otrora invencible, que hace mucho dejó de serlo y que ahora está de nueva cuenta allí reunida para reverdecer laureles.

Se congregan para atestiguar la toma de protesta de Iris Sánchez Chiu y Oscar Cano Jiménez como presidenta y secretario general del PRI en Hermosillo. Son los depositarios de la esperanza de que el año que entra, su partido recupere esta plaza, tarea que se antoja titánica, aunque no imposible si se considera que la diferencia con Morena en 2018 apenas rebasó los 15 mil votos.

No dejan de ser muchos, pero como referencia, las últimas cuatro elecciones en la capital, los ganadores se alzaron con ventajas hasta de 50 mil votos. Con un agregado, la votación general en Hermosillo fue en 2018 una de las más bajas que se recuerden en los últimos procesos electorales.

Quizás por ello, en su turno al micrófono, Iris Sánchez enfatizó que una de las tareas de la dirigencia que encabeza es la de recuperar la confianza de los hermosillenses e ir por “los arrepentidos e ilusionados que hoy saben que equivocaron su voto”.

Como José Alfredo, el PRI intenta sacar juventud de su pasado pero le ganan las inercias, los rituales, los protocolos ensayados una y mil veces. El discurso opositor de un partido que nació siendo gobierno y que se mantuvo gobernando el país desde 1929 hasta el año 2000 suena un tanto extraño cuando señala con flamígero dedo los errores y la incompetencia de la nueva hegemonía.

Hoy les toca estar del otro lado de la barra, donde antes despachaban como cantineros: “No le apostaremos al bache profundo en que han caído los municipios gobernados por Morena con la improvisación de la locura iluminada y su trágica comedia llamada la mafia del no poder”, lanza desde el podio un eufórico Ernesto de Lucas que también saca sus cuentas.

Habla de 49 mil votos que hicieron la diferencia en todo el estado con respecto a los sufragios obtenidos por Morena: “Es hora de salir al territorio a dar lo mejor de nosotros mismos. Los priistas sabemos ganar. Los priistas sabemos perder, pero por favor que nunca se les olvide, lo mejor que sabemos hacer los priistas es levantarnos, sacudirnos y volver a ganar”, sostiene.

En primera fila, lo observa en su calidad de primera priista del estado, la gobernadora Claudia Pavlovich. Otra escena que se repite como parte de los rituales tricolores que han asumido para sí otros partidos: el reconocimiento de los gobernantes como dirigentes de facto.

Y como tal subió al podio para refrendar su profesión de fe priista. Recordó el fragor de la batalla en 2015, cuando vencieron al aparato de Estado puesto a funcionar al servicio del candidato del PAN. Hizo el recuento de su trayectoria en la política y en la retrospectiva, evocó su paso por la dirigencia municipal de su partido, cuando desde allí se trabajó para recuperar Hermosillo después de tres administraciones panistas, con Ernesto Gándara como candidato.

Y volvió sobre un tema que había tocado días antes. La advertencia sobre tiempos difíciles que vienen. Campañas negras, mentiras grandes y pequeñas, mitotes. Pero conmigo no van a poder porque tenemos equipo y hemos trabajado bien. No lo digo yo, lo dice la Auditoría Superior de la Federación y lo dicen los sonorenses que saben bien cómo recibimos el estado, sentenció tras hacer un recuento del deplorable estado de las carreteras, la corrupción galopante, el robo de niños, el caso Isssteson y otros casos emblemáticos del sexenio padrecista.

Y también tuvo un mensaje para sus correligionarios. El éxito y la tierra es de quien la trabaja. Hay que ir a donde está la gente necesitada, a servir, porque de eso se trata ser servidores públicos, de servir, no de servirse.

Y a los que andan levantando la mano por las candidaturas del año entrante les dijo: “A los que no les duele el dolor y la necesidad de la gente no tienen nada qué hacer como candidatos ni como servidores públicos”.

Fuertes declaraciones.

Y entre las ausencias que son presencias, desde luego estuvo la de Ernesto Gándara Camou. En el grito que coreó su apodo confirmando que no hay más cartas en la baraja tricolor para el 2021.

El Borrego no asistió porque días antes tuvo un percance doméstico que le provocó una lesión en el pie y requirió intervención quirúrgica.

Sin embargo, de buena fuente trascendió que mientras se llevaba a cabo la sesión del Consejo Político Estatal de su partido, El Borrego tomaba café, reunido con amigos en conocido restaurante de no menos conocida hospedería del norte de la ciudad.

Y lo reportaban bastante molesto por la sorpresiva campaña inducida, dicen, desde el quinto piso de un edificio ubicado en el Vado del Río para intentar posicionar al director del Isssteson, Pedro Ángel Contreras Pérez como posible aspirante a la candidatura del PRI por el gobierno del estado.

Contreras ha hecho un excelente trabajo al frente de esa institución, recibida literalmente en la ruina, pero de eso a perfilarlo a la candidatura huele más a un intento por zancadillar de nueva cuenta las expectativas de Ernesto Gándara. Una jugada, por lo menos, extraña.

Otro de los mensajes enviados en el evento del PRI, corrió a cargo de El Pato de Lucas. Reconoció la existencia de “un pequeño grupo que pretende manipular a la opinión pública diciendo  que la elección para gobernador ya está negociada (con Morena) eso es falso”, aseguró.

 
También me puedes seguir en Twitter @Chaposoto

Visita www.elzancudo.com.mx


Este contenido ha sido publicado originalmente por Dossierpolitico.com en la siguiente dirección: https://www.dossierpolitico.com/vernoticias.php?artid=229318 Si está; pensando en usarlo, debe considerar que está protegido por la Ley. Si lo cita, diga la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. Dossier Politico

Comentarios



Licenciado Tomas Cid Lucero

CLAUDIA ARTEMISA PAVLOVICH ARELLANO CON ESTATURA MORAL SOBRADA, SUS MANIFESTACIONES EN CONTRA DE ACTOS Y CONDUCTAS APARTADOS DE LA ÉTICA PÚBLICA ADMINISTRATIVA, SON SERIOS ENJUICIAMIENTOS PRODUCTO DE CLAROS ANTECEDENTES PERSONALES, COMPLETAMENTE DISTANTES DE LA SIMPLE Y FALSA RETORICA. SI EN EL PRESENTE Y FUTURO ELECTORAL SE ALEJAN DE LA PERMANENTE ACTITUD DE LA GOBERNADORA Y NO LA RELACIONAN DE MANERA CONGRUENTE CON LA OFERTA POLÍTICA DE LOS CANDIDATOS A PRESIDENTES, DIPUTADOS Y GOBERNADOR FRACASARAN. FUTUROS CANDIDATOS DEBERÁN TENER ESTATURA MORAL DE REFERENCIA Y ANTECEDENTE PRIISTA, PUES LA SENTENCIA COLOSISTA AHORA MAS QUE NUNCA ESTA VIGENTE: NO QUEREMOS CANDIDATOS QUE, AL SER POSTULADOS, LOS PRIMEROS SORPRENDIDOS EN CONOCER SU PRETENDIDA MILITANCIA EN EL PARTIDO, SOMOS LOS PROPIOS PRIISTAS; 6 DE MARZO 1994.

2020-02-11

Comentar nota



Su correo electrónico no será publicado.
Son obligatorios los campos marcados con: *


Lo más comentado